Revista Digital de Tecnologías de la Información y Comunicación. Vol. 6, No. 1. Semestre enero-junio de 2010. ISSN: 1870-7505

 

DEL PAISAJE GEOGRÁFICO AL ESPACIO TURÍSTICO EN SU TRANSFORMACIÓN PARA SU EXPLOTACIÓN  AGOTADORA DE LOS RECURSOS TURÍSTICOS (CASO ACAPULCO-MEXICO) Primera parte

Hernando Avilez Pineda *

Ma. Elvia Chavarria Solis **

 

RESUMEN

La imagen turística de Acapulco franqueo las ventanas de México al mundo. De ser  un pequeño pueblo de pescadores se ve inmerso en un  inesperado auge comercial con la llegada de la Nao de China en 1615  ó galeón de Manila   que estableció  el comercio entre Manila  y Acapulco, provocando una feria de proporciones internacionales que dimensiono el Barón de Humboldt como  la más renombra del mundo. No obstante Acapulco irrumpe en el mercado mundial turístico a mediados del siglo XX , cuando despliegan la infraestructura  reforzando la magnificencia de su bahía , iniciando un despegue turístico internacional que alentaría al gobierno mexicano a expropiar miles de hectáreas tanto en el norte como en sur del país con fines de interés público  para iniciar los Centros Turísticos Integralmente Planificados como Los Cabos y Cancún  , estropeando y transformando la geografía de las regiones  aún vírgenes, así como,  de los paisajes y recursos  turísticos de México.

ANTECEDENTES HISTÓRICOS

Conforme a datos históricos, Acapulco, México  fue fundado por los Tlahuicas (etnia local) hace aproximadamente 3000 A.C. Después esta región pasó a formar parte del imperio Mexica, los primeros pobladores se asentaron a orillas de lo que se conoce como la bahía de Puerto Marquez adyacente a la bahía de Acapulco, de cuya presencia existen petrograbados en  varias partes de la ciudad como testimonio  de  su legado existencial  y fue cuando por el grado de desarrollo cultural alcanzado comienzan a aparecer centros urbanos de  importancia. Se hace evidente, que se trataba de sociedades fundamentalmente agrícolas, a principio de nuestra era, las costas de la bahía de Acapulco fueron habitada por poblaciones  con un  desarrollo que  tuvo una fuerte influencia de la cultura Olmeca cuyo esplendor se alcanzo en hoy estado de Veracruz,  Golfo  de México.  Durante el primer milenio se consolidaron comunidades con estructuras socioeconómicas profundamente ligadas a la cultura Teotihuacana  de cuya magnificencia  se preserva su centro ceremonial con las pirámides del sol y la luna.

Alrededor de 1565 la corona de España conquistó las Filipinas extendiendo así su dominio político, económico y religioso. En ese mismo año arribó a la bahía de Acapulco el fraile Andrés de Urdaneta procedente de las islas Filipinas estableciéndose de esta manera la ruta Acapulco-Manila que fue conocida como el Galeón de Manila o Nao de China,  ruta que  tuvo una vigencia de más de 250 años constituyéndose Acapulco como puerto de enlace fundamental.

La llegada de dicha nave implicaba en Acapulco la realización de una feria comercial de proporciones internacionales que fue denominada como “ la mas renombrada del mundo” según palabras del barón de Humboldt en que se intercambiaban todo tipo de mercancías de oriente por productos de España, México y Perú, llamando la atención del mundo por las riquezas que ahí se comerciaban y por supuesto la de los piratas cuyas acciones provocaron su codicia atacando con frecuencia la bahía de Acapulco y la de su pequeño pueblo de pescadores. A pesar de la riqueza que en su bahía se comerciaba la ciudad de Acapulco se mantenía pobre consistiendo principalmente su habitad en chozas y edificaciones muy rudimentarias salvo su iglesia y un hospital.

ANTECEDENTES TURÍSTICOS

A principios del siglo XX se planteó la necesidad de construir una carretera que uniese al puerto de Acapulco con la ciudad de México dado lo espectacular de la belleza que emanaba de su bahía así como la flora y la fauna que la circundaba que tanto como los conquistadores como los visitantes quedaban extasiados de la belleza extraordinaria que impactaba cualquier imaginación de la belleza natural. Concretándose este proyecto en noviembre de 1927 la carretera acercó a la gente de la gran capital de la ciudad de México a las bellezas naturales del puerto de Acapulco  dando lugar a un incipiente turismo. Las autoridades de Acapulco se propusieron impulsar el turismo para lo cual se dio a la tarea de regularizar  los  terrenos a todos aquellos que se comprometieran a construir hoteles.

A partir de 1940 Acapulco empezó a extenderse por su principal península de las playas, surgiendo   fraccionamiento,   casas de verano y construyéndose hoteles de  vanguardia.

acapulco 1937

Sin embargo es en el sexenio del Lic. Miguel Alemán Valdéz presidente de México en 1946 que se produce el lanzamiento de Acapulco como centro turístico creando instituciones para la realización de obras de gran envergadura  durante su gobierno tales como: el malecón y tanques de almacenamiento para el suministro de agua a la población local y turística y la carretera que circundaría toda la bahía de Acapulco concretándose así un gran proyecto, además de la construcción del aeropuerto internacional lo cual motivó la construcción de más hoteles ante la llegada de mayores corrientes de visitantes:

Fortaleciéndose esta actividad en 1959 con la inauguración de la Primera Reseña Mundial de Cine, evento que detonaría que las grandes personalidades del mundo artístico y cultural así como; renombrados millonarios comenzaran a adquirir propiedades en Acapulco generándose en los 60s y los 70s un auge turístico sin parangón, pero que lamentablemente tomó a las autoridades locales por sorpresa permitiendo todo tipo de construcciones que fueron alterando la geografía del paisaje así como la depredación de la flora y la fauna trayendo consigo una contaminación que hoy la bahía de Acapulco sufre sus peores consecuencias.

Así, los acapulqueños que vieron la bonanza que venía, se limitaron a establecer casas de huéspedes o pensiones; pero llegó gente de fuera (inversionistas que traían la visión, las ideas y el apoyo económico para iniciar los cimientos de un liderazgo turístico nacional que colocó a Acapulco en el primer plano y que en los años 60 trasciende internacionalmente, haciéndolo modelo de centro turístico que todos trataban de imitar, ya que en forma espontánea se fueron dando acontecimientos de gran relevancia a este destino turístico, a saber: escenarios naturales para la filmación de películas nacionales e internacionales, visitantes de lo que se consideraba el jet set mundial, Elizabeth Taylor, Lana Turner, Jhony  Weismuller  ( Tarzan )  entre otros, etc. pero sobre todo el surgimiento de servicios turísticos que jerarquizaron a este destino con  un aeropuerto internacional, cadenas hoteleras de prestigio mundial y el destacado servicio de agencias de viajes, así  como guías especializados.

acapulco 1950

El referente es que a finales de los años 50 fue a través de una de las pioneras del turismo en Acapulco Juanita Villarreal que se establecen los primeros contratos masivos de charters back to  back de New York y demás ciudades cosmopolitas de la región Este de los  Estados Unidos, también brindando los primeros servicios en tierra a los grandes trasatlánticos que llegaban a Acapulco impulsando el sector turístico en un auge económico sin paralelo.

No todos los sectores de la población que en ese momento habitaban el puerto, comprendieron el cambio del progreso que significaba la nueva avenida costera Miguel Alemán, hoy siendo la principal franja turística cuyo soporte económico genera los recursos para 78  municipios de los 81 en que está conformado el estado de Guerrero. Y que en año 2008  en todo el Estado de  Guerrero se  captaron cerca de 12  millones de turistas, y para Acapulco  casi el 50 % ., no obstante el turismo extranjero  cada día se aleja de la principal atracción que representa su bahía , debido a que informaciones  oficiales han develado  que algunas playas se exceden  en los  niveles permitidos de contaminación , representando el turismo internacional   solo  el 10 %  del componente del turismo que llega al destino. Cuando en los  años 80,s  el  80  % del turismo era internacional y el 20 % nacional, lo que evidencia  el vasto desequilibrio.

Los hoteles de gran turismo de 4 y 5 estrellas empezaron a surgir a lo largo de toda la bahía de Acapulco con innovaciones y facilidades complementarias que convertirían a este destino en un centro  turístico, con  servicios que hoy son de vanguardia e indispensables en cualquier hotel de lujo. Las principales cadenas hoteleras a nivel mundial que emergían por todos lados abrieron una sobria elegancia que convertiría la hotelería de Acapulco en un liderazgo sin precedentes.

La Costera miguel Alemán se convertiría en la columna vertebral de los ingresos que por medio del turismo recibe el estado de Guerrero, al ser densamente poblada por hoteles, condohoteles, centros nocturnos, discotecas de clase mundial, tiendas, centros comerciales, restaurantes, bancos, parque acuáticos y demás centros de diversión. Acusando una clara invasión de los espacios públicos ante la ausencia de una planeación que  orientara el desorganizado  crecimiento de una ciudad que es un claro ejemplo de lo que no debe ocurrir en los pocos espacios geográficos semi –vírgenes o que aún  no  han sido  avasallador por el turismo masivo o los que   aún  se mantienen fuera del alcance de la codicia de  empresarios turísticos, que nunca  salvo excepciones  han deteriorado en entorno del paisaje, no respetando  la geografía de los sitios  que se ofertan al turismo nacional o internacional.

Aunque originalmente se había decidido que en la costera no se construiría nada al lado de la playa, finalmente los intereses económicos prevalecieron y hoy la vista desde la costera es obstruida por toda clase de edificaciones  y salvo excepciones se puede ver la bahía desde lo que hoy se denomina ventanas ecológicas, siendo hasta hoy una lucha constante de organizaciones no gubernamentales el que ya no se permitan más concesiones en la principal franja turística del lado de la playa, con el objetivo de preservar los pocos espacios que aún posibilitan ver la magnitud de la bahía de Acapulco.

SE INICIAN LOS PROBLEMAS SOCIALES

Las colinas que coronan la bahía de Acapulco fueron rebasadas  por la mancha  urbana que sin control alcanzo los limites de los cerros ante autoridades complacientes que no percibían el daño irreversible que le infringían a la geografía del paisaje de la ciudad, que finalmente ante la imposibilidad de poder proporcionarles los servicios urbanos como  agua, recolección de basura,  drenaje  etcétera, el gobierno en turno en 1980  para poder desalojar a   las mas de 4000  mil familias de los cerros creó un nuevo centro urbano que se denomino ciudad  Renacimiento (Donde se asentaban enormes huertos y plantaciones de cocoteros) a las afueras de Acapulco, cambiando radicalmente las fértiles  huertas en áridas calles, canalizando los drenajes al rió adjunto denominado de la sabana, convertido hoy en  desagüe de la ciudad. Cuya contaminación está alcanzando  lagunas que  son fuente de supervivencia para las poblaciones  ribereñas que  viven de la pesca diaria.

Ante la amenaza que enfrentan los  pobladores, se organizan, son asesorados por organizaciones no gubernamentales (ONG,s) se manifiestan, bloqueando avenidas,  cerrando el  ayuntamiento local, ya que miles de peces amanecen  muertos  a las orillas de las lagunas  principales  cuerpos de agua  adyacentes  a la bahía de Acapulco,   cambiando   sus   estilos   de   vida,   emigrando   a   otras   ciudades ,  pero principalmente a  hacia los Estados Unidos  ante la escasa reproducción de  las especies marinas de que se alimentaban y les permitía vivir , desolados lamentan  como sus fuentes de vida prevalecen  en forma agónica,  sin ninguna posibilidad  en el  horizonte  del rescate de sus cristalinas aguas;  que a pesar de ello el cambio de  uso de suelo continua alterándose en forma indiscriminada  en aras del desarrollo urbano con la masiva construcción de fraccionamientos de vivienda popular que representa  el crecimiento turístico  de  Acapulco.

ACAPULCO SE EXCEDE EN SU CRECIMIENTO

En 1990 el gobierno estatal implementa un programa del rescate de playas y reserva territorial para Acapulco a través de una expropiación  desproporcionada  de  tierras (15,000 mil hectáreas  aproximadamente)  en lo que hoy se denomina como Punta Diamante (Antes Playa Copacabana) con el endeble soporte del interés público para la reserva turística y ecológica del Acapulco. Que de acuerdo al plano regulador y sus objetivos, ahora si se pretendía sería una zona totalmente organizada y planificada para ser de esta zona un verdadero polo turístico de interés y con ello revitalizar la actividad turística de la región y en Acapulco principalmente. Sin embargo, el desarrollo avasallador a transformado para siempre la geografía de la ciudad y  del planeta.

Cabe destacar  que la expropiación  realizada  de lo que hoy se conoce como Punta Diamante se hizo bajo un régimen totalitario, arbitrario despojando a grandes familias de sus propiedades y a miles de ejidatarios despojándoles  de  sus tierras que aún hoy persisten en sus  litigios  pues  nunca  fueron  indemnizados  apropiadamente  causando desasosiego e incertidumbre en esta zona, litigios que se han  prolongado ya  por muchos años donde tampoco se respetó el entorno ni los ecosistemas propios de la vegetación de la zona cuya costa es circundada por la laguna de Tres Palos que es un gran cuerpo de agua del cual viven decenas  de familias cuyo sustento sigue siendo la pesca ribereña, no obstante, la alta contaminación y la poca preocupación de las autoridades por el respeto al medio ambiente  han contaminado sus aguas a tal grado que ahora también  son constantes las protestas de los pescadores locales  pues su modus vivendi  continua  agotándose.

 

 

* Hernando Avilez Pineda.- Profesor- Investigador de la Unidad Académica de Turismo con sede en Acapulco, de la Universidad Autónoma de Guerrero, México, Licenciado en Turismo, Diplomado en planificación del desarrollo turístico, con maestrías  en Alta Dirección Empresarial y Ciencias de la Educación,  Doctorado en Ciencias de la Educación.

    ** Ma. Elvia Chavarría Solís.- Profesora –Investigadora de la Unidad Académica de Turismo con sede en Acapulco, de la Universidad Autónoma de Guerrero, México. Licenciada en Administración de Empresa y Licenciada en Turismo, con maestría  en Administración y Doctorada en Administración